Publicado en Blog, Devocional, La vida cristiana

Más de lo que te puedes imaginar…

En la serie de televisión “Perdidos” había un personaje que sufrió un accidente y quedó con sus piernas paralizadas. Estaba en una silla de ruedas. Su nombre era John Locke, pero lo llamaban por su apellido “Locke”.

En una escena, Locke, estaba queriendo hacer algo que por estar en su silla de ruedas la gente pensaba que no podía. Locke contestó muy enojado: ¡No me digas lo que puedo o no puedo hacer!

Creo que tenemos la tendencia a contestar así cuando alguien piensa que no podemos hacer algo. Sigue leyendo “Más de lo que te puedes imaginar…”