Transformando “días malos” en “días de victoria”

 

¿Tienes días malos?

Te soy sincera… Tengo días malos y buenos. Si alguna vez haz pensado que mi vida está libre de problemas, debo corregirte, no lo es.

Si piensas que lo que comparto es porque todo anda de maravillas. Debo corregirte otra vez, no es cierto. Tengo problemas, tengo decepciones, también tengo tristezas y dolor. No lo tengo todo bajo control.

Si esto te suena común, si te puedes identificar conmigo, entonces sigue leyendo…

Seguir leyendo “Transformando “días malos” en “días de victoria””